Madre apresurada por organizar fiesta dejó a su niño de cinco años en un vehículo; el pequeño murió dentro del auto caliente

La fiesta que planeaba la madre era para su hija de ocho años; al regresar de la tienda y con los apuros, la madre e hija se salieron del vehículo, pero el niño permaneció en el asiento trasero, sujetado a su asiento de seguridad por dos o tres horas

 Una madre que andaba de prisa planeando una fiesta de cumpleaños dejó a su hijo de cinco en el interior de un vehículo entre dos y tres horas antes de darse cuenta, según informaron las autoridades.

El niño lamentablemente murió.  

El sheriff del Condado Harris, Ed González, anunció la noticia este lunes en conferencia de prensa. 

La investigación del incidente comenzó este lunes a eso de las 3;19 p.m. en la cuadra 13700 de la calle Blair Hill Lane. 

Antes del incidente, la madre y sus dos hijos, un niño de 5 y una niña de 8 años, para quien se organizaba la fiesta fueron a la tienda durante las preparaciones de la celebración. 

Durante la prisa por organizar la fiesta, la madre e hija se salieron del vehículo, pero el niño permaneció en el asiento trasero, sujetado a su asiento de seguridad.  

 

Según González, investigadores se enteraron que el niño si sabía desabrochar el cinto de su asiento de seguridad, y que quizás por eso la madre asumió que el pequeño lo había hecho. La madre siguió con las preparaciones y no fue hasta dos o tres horas después que llamó a su hijo cuando se acordó donde había sido la última vez que había visto al niño.

Al buscarlo en el vehículo el pequeño se encontraba insensible y fue declarado muerto en la escena.  

González dijo que investigadores descubrieron que el vehículo era prestado y que el niño no estaba familiarizado con los seguros de seguridad del vehículo para abrir las puertas y que ese pudo haber sido un factor en el mortal incidente.  

El sheriff no comentó si la madre enfrentaría cargos.